Su navegador no acepta javascript
20 de junio de 2019
Agenda de Eventos
Almanac Almanac
 
Historia de la ciudad

Gobernador

Región: Guadix y el Marquesado

Distancia de Granada: 67 km

Extensión: 23 km2

Habitantes: 396

Gentilicio: Gobernadores y Gobernadoras

Gobernador se encuentra ubicado en la linde de las vertientes de los ríos Genil y Guadiana Menor, sobre los mil metros de altitud, aunque en terreno fértil y poco escabroso. Su privilegiada situación y la hospitalidad de sus gentes lo convierten en un remanso de paz ideal para disfrutar de la naturaleza.

Este vasto y productivo terreno para el cultivo de olivar y cereales destaca por las huellas de la historia, allí se encontró el yacimiento arqueológico de El Pradillo, donde se halló un domen con restos humanos de hace 5000 años. También se han descubierto vestigios árabes y romanos.

En su núcleo urbano convive tanto la arquitectura de otras épocas como las nuevas edificaciones de construcciones reciente.

Los yacimientos encontrados en la zona sugieren la existencia de asentamientos humanos desde la prehistoria. Entre estos pueblos figuran los íberos, romanos, visigodos y musulmanes.

Nace como cortijada y alquería en la época de ocupación árabe de la Península Ibérica, fue éste el período de gran prosperidad y desarrollo de estas tierras y sus alrededores por conformarse como una zona estratégica para la defensa del Reino Nazarí. Al final de esta época y al ser zona fronteriza, fue objetivo de las invasiones y operaciones de hostigamiento de los cristianos acuartelados en Cazorla. Se trata de episodios que son la antesala de la ocupación cristiana.

Tras la Reconquista fue cedida al gobernador Francisco de Molina, de ahí su topónimo. Tras la rebelión de los moriscos, éstos fueron expulsados de la población. Décadas más tarde fue repoblado con colonos de otras regiones y se construyeron los templos de culto.

 

Erección de las Iglesias Parroquiales y Beneficios de la ciudad de Guadix, y lugares de su Distrito.

Al mismo tiempo que los Reyes Católicos restauraron la ciudad de Guadix se erigieron Iglesias Parroquiales, fundándolas en las mezquitas que tenían los moros. Después Don Fray Diego Deza, Arzobispo de Sevilla, confesor del Rey D. Fernando, hizo erección de los siguientes beneficios y sacristías, basado en las Bulas de su Santidad Inocencio VIII.

Aparte de los múltiples beneficios que erigió en Guadix, se realizaron otros en Alcudia, otro en la de Zigueñi que hoy está despoblado, otro en la de Cogollos y Albuñan, otro en la de Marchal y Purullena, otro en la de Beas y sus anejos Alares y Muñana (ahora despoblados), 2 beneficios en la de Cortés y Graena, oros dos en la Santa María de la Peza.

En el distrito de Monarrún, que ahora llaman Montes de Guadix, no se hizó erección alguna, por no haber población hasta el año 1554 en que un sínodo celebrado por D. Martín Pérez de Ayala, se erigieron 3 iglesias con sus curatos, en el lugar del Gobernador se erigió en Parroquial la Iglesia de San Sebastián a la que se asignaron términos y anejos; en el lugar de Alamedilla se erigió la Parroquial dedicada a San Antonio uniendo a ella los vecinos del Peñon, los de Pedro Martínez, los de la Fuente de Caldera y otros; en el lugar de Moreda, que llaman de Pedro de Benavides, una Iglesia dedicada a Nuestra Señora de la Concepción, a la que pertenece hoy Huélago.

Amén de otras parroquiales, es curioso saber que hoy, pueblos tan importantes como Pedro Martínez, Benalúa, Purullena, Graena, Darro, Lugros y Policar todos eran anejos de otras parroquias limítrofes porque aquellas no tenían población suficiente para ser construidos curatos propios.